Sube sueños al ring

6 de febrero

Sube sueños al ring

Josefina Martínez

Pugilista de altos vuelos entrena en centros comunitarios de Juárez

Era casi un adolescente cuando subió al ring la noche del tres de marzo de 2011. Tenía 19 años y una velocidad que le valió el apodo. Ese día, José “Flash” Bustos enfrentó en su ciudad natal a Luis Carlos Jiménez para debutar como profesional.

Ciudad Juárez ha visto nacer de sus barrios más pobres a decenas de boxeadores para ascender a peleadores en los niveles más altos. La misma ciudad que eligió para vivir la leyenda cubana, José “Mantequilla” Nápoles, campeón mundial que montó un gimnasio en esta frontera.

Flash Bustos salió a atacar como salen los que no acostumbran a esperar que las cosas lleguen solas sino con la convicción de quien las arrebata, y él quería esa victoria.

Antes de los dos minutos, después de otro campanazo en el hígado, su oponente cayó de rodillas y su impacto en la lona inició la cuenta imperdonable del referí. Con un nocaut en el primer round, de complexión delgada y de un metro 68 de altura, festejó sobrio su entrada en el mundo profesional.

“Flash” seguiría dando golpes. Llegaría al Madison Square Garden de Nueva York, al Cosmopolitan en Las Vegas, a Los Ángeles, Puerto Rico, Ciudad de México. Iría luchando, pegando abajo, dando ganchos, jabs y esquivando. Lo sigue haciendo, pero en un punto quiso compartir lo que aprendió.

A través de la Subsecretaría de Desarrollo Social de la Frontera de Gobierno del Estado, se rescataron dos gimnasios que estaban en completo abandono, el de la colonia Altavista, en el poniente y el Concordia, de la colonia Morelos II, al oriente de Juárez. Desde agosto de 2017 se inició con los talleres de box que se imparten de manera gratuita y que José Bustos coordina con ayuda de otros cuatro instructores.

Ambos gimnasios brindan las clases en la mañana y en la tarde. Temprano desde las 9:00 hasta la 1:00 de la tarde. Y después de las 6:00 a las 9:00 de la noche. En los talleres se han inscrito en su mayoría niños y jóvenes, pero las clases se dan a personas de cualquier edad, hay alumnos incluso de más de cincuenta años, cuenta Bustos.

Se estima que cada día acuden a los dos gimnasios un promedio de 120 personas para entrenar. En el de Altavista están como instructores Édgar García, que estuvo en la concentración olímpica de México, y Ernesto Reyna. Mientras que en Concordia están Mel Martínez y José Camacho. Todos son o fueron boxeadores que están certificados como instructores.

Flash nació en Ciudad Juárez pero desde pequeño se fue a vivir a Denver, Colorado; allá creció y practicó el beisbol, incluso llegó a participar en la Little League, organización mundial del deporte. Sin embargo, por circunstancias familiares, tuvo que volver a su ciudad natal para descubrir, a sus 14 años, un país casi desconocido y lo que sería su pasión deportiva.

“Si pierdes es tu culpa, y si ganas es tu mérito”, cuenta Bustos sobre una de las características por las que le gusta el boxeo. El púgil ha sido dos veces subcampeón nacional, pero le interesa enseñar para que sean muchos más los que alcancen sus sueños y suban al ring para demostrar que están preparados para enfrentar a cualquiera, que en el cuadrilátero se acaban las estadísticas y que un golpe puede cambiar carreras.

De los talleres que Gobierno del Estado brinda de manera gratuita en los dos gimnasios han surgido cuatro campeones estatales. Luego, el equipo del gimnasio Concordia fue campeón del torneo binacional “Derribando Muros”, con seis victorias de sus ocho participantes. En ese certamen participaron boxeadores de distintas localidades de Chihuahua, Texas y Nuevo México.

Por ahora se prepara para pelear el título nacional de peso pluma en el Campeonato de México (Fecobox) frente a Javier “Chivero” Franco, en marzo próximo.
Lo que se logra con los niños y jóvenes es que se apasionen por el deporte y que tengan disciplina no sólo para el ejercicio, sino para la vida misma, señala.

“Flash” Bustos seguirá entrenando, peleando como profesional en activo y compartiendo lo aprendido, como coordinador deportivo de los centros comunitarios de Ciudad Juárez, con las generaciones que se preparan para, al sonido de una campana, salir de su esquina y enfrentar el mundo.

ooo---000---ooo

Ayúdanos a encontrarla

Si cuentas con información ingresa a pasaeldato.gob.mx y llena el formulario en el apartado “Ayúdanos a Encontrarlas”. Tu denuncia es totalmente anónima y segura. #FEM #BúsquedaEnVida